+ ¿Tendrá hambre? ¿Le duele algo? ¿Tiene sueño?

Ana Laguna Pradas es científica de datos en BBVA Data & Analytics, Master en Inteligencia Artificial y mamá, por lo que ha experimentado las dudas y la incertidumbre de toda madre primeriza cada que su bebe llora.

Desde el año 2016 ha realizado investigaciones para la creación de un “Traductor de llanto”. Ella ya había trabajado en traducción automática, y el llanto del bebé no deja de ser otro medio de comunicación, así que pensó que su forma de llorar seguía patrones determinados en función de la causa del llanto. Por ejemplo, no llora igual un bebé que siente el dolor a otro que tiene hambre. También es importante mencionar que el llanto del bebé depende de su lengua materna y esto ha sido un reto para su trabajo. Sin embargo, actualmente se encuentra centrada en crear su propia app de interpretación, basada en patrones y en inteligencia artificial.

Para su proyecto utilizó muestras de su propio hijo, al que grabó durante cuatro meses, con un mínimo de 10 segundos, obteniendo un total de 65 audios con llantos del pequeño. El prototipo funciona con etiquetas de llantos, es decir, causas que corresponden a cada patrón de llanto detectado por el algoritmo. Hoy en día Ana Laguna espera a su segundo hijo, lo que le ofrece más posibilidades de perfeccionar su app aumentando su base de datos con llantos del nuevo bebe.