Niños: Mis ídolos #1 del mundo mundial

Todavía no sé si preferiría volver a ser niña o ser adulto con la consciencia para disfrutar la inocencia y la ternura de los niños de mi alrededor.

Al empezar esta editorial, se me hizo un nido en la garganta y los sentimientos me sobrepasaron. Quiero decir tantas cosas que no sé cómo, haré un esfuerzo…

Soy una súper mega ultra uber traumada FAN devota de los niños, tan sólo pensar en ellos me sacan una sonrisa. No sólo ahora que soy mamá, siempre lo he sido, pero confieso que, desde que fui tía, no puedo de amor.

Desde mi punto de vista, los niños son las criaturas más temibles del universo, con su cerebro imparable, la curiosidad, la energía, las ganas de apachurrarlos, todo lo que nos enseñan, su perspectiva del mundo, su creatividad y hasta su sonrisa, tienen un poder mágico que nos hacen querer cambiar el mundo sólo para hacerlos felices.

Cuando llega un niño a tu vida, no sólo pone de cabeza tu casa y te tiene viendo caricaturas en lugar de ver tus series o deportes, sino que, además de todo, se acomoda en tu lugar favorito del sillón y no dudas en dejarlo porque disfrutas tanto verlo ahí (incluso mas de lo que disfrutas estarlo tú).

Es un amor totalmente desinteresado y, aunque ellos también te adoran, la verdad es que no tienen ni idea de lo mucho que significan en tu vida, son los reyes y reinas de tu casa. Si se caen, al que le duele es a ti; disfrutas cada segundo de estar con ellos, su olor, sus piernitas gordas, cuando se carcajea de alguna cosa que haces… Si tan sólo supieran cuánto bien nos hacen y cuánto los amamos.

Esta edición está dedicada a ellos, a mis ídolos, y a todos los suertudos que tienen la fortuna de trabajar o tener un negocio que se relaciona con ellos. Gracias por ofrecer tantas opciones en San Luis para el bienestar y crecimiento de nuestros niños.

Ahora sí, ¡disfrútala!

María Fernanda Espinosa

Directora General